Cantos en la UNEAC celebran los 91 años del nacimiento de nuestra Elena Burke


cantos-en-la-uneac-celebran-los-91-anos-del-nacimiento-de-nuestra-elena-burke

Desde temprano se escuchaba en el Hurón Azul su voz única en temas antológicos como Decide tú; De lo que te has perdido, Me faltabas tú, Me recordarás, y muchos otros.

Comenzaba así la celebración de los 91 años de Elena Burke (La Habana, 28 de febrero de 1928 - 9 de junio de 2002), organizada por la Unión de Escritores y Artistas de Cuba y el Bazar de la Nueva Vida, que conduce la querida promotora cultural Nisia Agüero, quien fuera amiga de la llamada por todos, muy justamente, «Señora sentimiento».

Recordar a Elena es imprescindible; ella es del grupo de los incomparables de la música cubana: Benny Moré, Celia Cruz; Rita Montaner, Bola de Nieve, todos los que son hitos profundos en el alma de la cultura y la nación.

Las hermosas canciones que cantó han acompañado a varias generaciones de cubanos en sus pasiones y malquerencias, desde la radio, los discos, la televisión, el cine, el teatro, el cabaret o en el Gato Tuerto, que ya no ha sido el mismo desde que ella se fue. Elena siempre estuvo junto a los cubanos, llenando los escenarios en los que se presentaba, impidiendo que se viera nadie más, solo ella.

Fue dueña de toda la sabrosura cubana en la voz y en el gesto armonioso, con una cadencia inconmensurable que obligaba a mover el cuerpo y el corazón a su ritmo.

La potente voz de contralto de Elena y su impresionante versatilidad impresionaron a públicos de España, Chile, Checoslovaquia, Polonia, Francia, Alemania, Bulgaria, Canadá, Japón y Estados Unidos; en muchos de estos países fue premiada o se desempeñó como figura central en grandes sucesos musicales.

Un grupo de populares y reconocidos intérpretes se reunieron en los jardines de la Uneac para cantarle a Elena, los temas que popularizó y otros que le dedicaron en su cumpleaños.

Entre estos artistas se encontraban Fausto Durán, Olga Navarro, Teresa García Caturla, Teté, Xiomara Valdés y la Diva del Buena Vista Social Club, Omara Portuondo, amiga y compañera de la Burke, todos bajo la profesional y amena conducción de la primera actriz Amada Morado.

Cuando Elena comenzó a cantar tangos por allá por la década del cuarenta, y tenía como ídolo a la argentina Libertad Lamarque, no podía sospechar que algunos años más tarde  se convertiría en ídolo de tantos; por eso no es inusual que ella con su imagen magnética y esa media sonrisa, pícara, sensual y cautivadora venga al recuerdo en muchos momentos pero esencialmente este día 28 de febrero en que hubiera cumplido 91 años, y de ser así no hay dudas de que todavía estaría cantando buena música cubana.


0 comentarios

Deje un comentario



©2017
Desarrollado por Cubarte