Marcia y Dave Weekes: No queremos que el mundo nos diga quiénes son nuestros líderes / Por Susana Méndez Muñoz


marcia-y-dave-weekes-no-queremos-que-el-mundo-nos-diga-quienes-son-nuestros-lideres-por-susana-mendez-munoz
Foto: Susana Méndez.

Marcia y Dave Weekes son un matrimonio barbadense cuya vida ha estado vinculada a las artes y la enseñanza.

Se encuentran en Cuba  para participar en un encuentro con la Red de Realizadoras Cubanas del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos, organizado por esa institución y la Embajada de Barbados en Cuba.

Marcia Weekes es escritora, directora y productora de la serie The HUSH, y  guionista y directora de los filmes Chrissy, El Vigilante-El Cruce y Barrow: Freedom Fighter;  Dave Weekes es el director ejecutivo de Step By Step Productions, casa productora de estos filmes.

Los Weekes, dirigen la  Escuela de Artes Praise Academy que está celebrando sus quince años de fundada y que se centra en la danza, el teatro y el cine.

Ambos confiesan que una de sus pasiones es crear oportunidades para que los jóvenes descubran, interioricen, desarrollen y utilicen su talento, pues consideran que esta es una de las vías mediante las cuales se pueden reducir algunos de los males de las sociedades contemporáneas.

Como parte del programa que están desarrollando en la Isla, visitaron la Escuela Internacional de Cine de San Antonio de los Baños y sostendrán un encuentro en la Facultad de las Artes de los Medios de Comunicación Audiovisual (FAMCA) del Instituto Superior de Arte, entre otras actividades.

Hoy y mañana, respectivamente, serán  exhibidos los filmes Chrissy y Barrow: Freedom Fighteren la sala 2 del Multicine Infanta a las 6 de la tarde.

Marcia Weekes nos confía por qué decidió, hace diez años, hacer cine:

“En aquel momento era la directora artística de un grupo danzario, y había hecho muchas producciones teatrales y escrito varias coreografías, pero una mañana del 2008 tuve como una premonición o algo así: la necesidad de escribir películas para enseñar a todas las personas de mi país, y a partir de ese momento mis filmes han tratado de mostrar  a nuestro pueblo quiénes somos; por ejemplo Barrow: Freedom Fighter,una película histórica, que está dirigida fundamentalmente a los jóvenes para que puedan entender quiénes son, de dónde vienen, cuál ha sido su historia y hacia dónde necesitan ir.

Un joven puede que  no abra un libro pero es más fácil lograr que vea una película; para nosotros la dirección cinematográfica es muy importante, es un medio de enseñanza.”

Es evidente en el documental la intención de mostrar un héroe desmitificado, desde una perspectiva humana…

Exactamente, queríamos mostrar a Errol Walton Barrow como un ser humano, con sus altas y sus bajas y expresar que a pesar de eso sirvió a su país y fue una personalidad muy importante; tenía defectos y virtudes pero se consagró a la independencia de la nación y así, viéndolo como una persona de carne y hueso los jóvenes pueden identificarse con él, y era lo que pretendíamos lograr.

¿Cuál fue la acogida del público en Barbados?

Les encantó a todos, inclusive a los niños, este es uno de los primeros largometrajes que se ha hecho sobre una personalidad del Caribe y fue muy bien recibido.

Me decía que esta es la primera de una serie de películas sobre líderes caribeños…

Sí, tenemos el proyecto de hacer  películas sobre líderes caribeños como Michael Manley, de Jamaica, Adam Williams, de Trinidad, entre otros, que son líderes muy fuertes pero a los que nuestros niños y jóvenes no conocen.

Debemos ser capaces de decirle al mundo quiénes son nuestros líderes, no queremos que el mundo nos diga quiénes son nuestros líderes, y por otra parte conocemos de John F. Kennedy, de Margaret Thatcher, y otros líderes, pero no de los nuestros. En esta serie incluiremos a Fidel Castro.

Dave Weekes nos explica que sostuvieron una reunión en la Escuela Internacional de Cine y hablaron sobre el tema de la posibilidad de filmar la película dedicada a Fidel en Cuba, «para lograr un buen producto que podamos presentar en el mundo, así diríamos nosotros nuestra propia historia»

También anuncia que en estos momentos están tratando de insertar Barrow: Freedom Fighter en el circuito de festivales internacionales de cine; en el mes de septiembre se presentará en Francia y hay posibilidades de exhibirlo en Brasil; aquí en Cuba se va a traducir al francés y al portugués, con este objetivo.

Sobre sus impresiones y sentimientos en esta primera visita a Cuba, Marcia declara:

«Nos encanta Cuba, las personas son genuinamente agradables, tienen una vida simple pero son muy auténticos; ya nos dimos cuenta que les gusta el arroz con frijoles negros y la carne de puerco, como a nosotros (risas). Tenemos puntos de contacto con los cubanos más allá del cine».

«Hemos traído 28 personas para estudiar danza aquí y queremos reforzar las relaciones entre Barbados y Cuba».

Y a continuación Dave hizo una especie de compromiso: «Ahora vamos a esforzarnos por hablar español, para que a nuestro regreso podamos comunicarnos mejor».


0 comentarios

Deje un comentario



©2017
Desarrollado por Cubarte