Setenta y siete años al servicio del patrimonio cubano


setenta-y-siete-anos-al-servicio-del-patrimonio-cubano
Archivo Histórico de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana

El Archivo Histórico de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana nació oficialmente por sugerencia del Dr. Emilio Roig de Leuchsenring, el 11 de junio de 1938 según el decreto # 9 del 3 de agosto de 1937. Se separaba, así, del Archivo General del Municipio y pasaba a la custodia del Historiador de la Ciudad lo más valioso del patrimonio histórico del Ayuntamiento de La Habana: la colección de sus Actas Capitulares, la de las Actas de la Junta Municipal de La Habana y las de Reales Cédulas Trasuntadas.

Los fondos documentales de esta entidad son los más antiguos y, sin duda, los más valiosos que se conservan en archivos cubanos para la historia de La Habana, de Cuba y América. Por ejemplo, las Actas Capitulares, nos van dando, día a día, una información de primera mano y de valor concreto para la confección de la historia, tienen además la importancia excepcional de habernos llegado íntegras y en condiciones de utilidad práctica.

De manos de particulares, Roig de Leuchsenring rescató un gran número de papeles administrativos municipales de extraordinario interés histórico, labor continuada hoy por el Dr. Eusebio Leal Spengler.

La entidad conserva más de 181 mil documentos convenientemente trabajados, teniendo en cuenta su procedencia y orden original y cumpliendo con el propósito de difusión cultural.

Como custodio de estos fondos, la función del Archivo Histórico -con sede en el edificio Santo Domingo (O'Reilly entre Mercaderes y San Ignacio)-, es conservarlos adecuadamente, mejorar su estado en lo posible, salvarlos para la posteridad y facilitar su consulta por los investigadores sin detrimento de las fuentes.

Hoy cuenta con un pequeño laboratorio de restauración de papel; los locales están climatizados adecuadamente, y se han tomado una serie de medidas que conforman el plan de conservación preventiva de todas las colecciones y fondos.

Con previo autorizo, en la actualidad los investigadores pueden consultar sus valiosos escritos; las Actas del Ayuntamiento (desde 1550 que comprenden los periodos colonial, republicano y revolucionario), por ejemplo: mapas y planos (s. XVI-XX); grabados (s. XVIII-XIX); postales (s. XIX y XX); colecciones como las de familias ilustres, títulos, árboles genealógicos (s. XVII-XX), y las personalidades de la guerra de independencia y el ejército libertador, entre otros datos.


0 comentarios

Deje un comentario



©2017
Desarrollado por Cubarte